Patrimonio de la Humanidad en Holanda

Molinos de Kinderdijk

Holanda es un país de territorio pequeño, pero hay realmente muchos sitios que visitar. Una opción interesante es considerar todos los monumentos y paisajes declarados Patrimonio de la Humanidad, y así nos aseguraremos de no perdernos algunos lugares destacados y emblemáticos de Holanda.

La casa Schroder, diseñada por Gerrit Rietveld para la señora Truus Schroder-Schrader, es sin dudas una de las postales más conocidas de la ciudad de Utrecht. Fue construida en 1924 y es un manifiesto artístico del diseño holandés, que en esa época era caracterizado por el estilo De Stijl.

El pólder de Beemster es también un escenario sumamente significativo de la cultura y la historia holandesa. La lucha contra el avance de las aguas y las grandes inundaciones tuvo su fin en esta inmensa construcción que permitió ganar tierras al mar y extender el territorio. Data del siglo XVII, y es por ello aún más valioso, dada la tecnología disponible para la ingeniería en aquel momento.

Y no es Beemster el único pólder que se ha convertido en Patrimonio de la Humanidad. Por su parte, Schokland es también una importante localidad en este sentido, y su pólder Noordoost es mucho más reciente. Fue construido en 1942, y rescató de los daños del agua a un pueblo que desde siempre había constituido un destino turístico destacado.

Más escenarios naturales encantadores nos esperan en el Mar Frisio y sus alrededores. Este mar, conocido en Holanda como el Mar de Wadden, pertenece al territorio holandés y alemán, y las famosas islas neerlandesas que salpican sus aguas constituyen un extenso y rico espacio destinado a la preservación de la naturaleza, mediante numerosos parques nacionales.

Los molinos de Kinderdijk, también muy relacionados con la lucha holandesa contra el avance de las aguas, se encuentran a 16 kilómetros de Rótterdam, y constituyen la mayor conglomeración de molinos en un solo pueblo de toda Holanda. El espectáculo que componen en su conjunto es imperdible, y muchos de ellos están en funcionamiento.

La estación de bombeo de Wouda, datada en 1920, se encarga también de mantener secas las tierras de Friesland, una provincia asediada por las mareas altas.

La historia es protagonista de Muiden, una ciudad cercana a Ámsterdam que fue algún día la fortaleza que protegía a la capital de Holanda. El Muiderslot, o castillo de Muider, ubicado a 21 kilómetros del centro de la ciudad, fue edificado en 1280 por Floris V, y permanece excelentemente conservado.

Foto Vía: La pipa del indio

Imprimir

Etiquetas: ,

Categorias: Patrimonio de la Humanidad



Deja tu comentario