El Museo Kroller-Muller, en Otterlo

Museo Kroller-Muller, Otterlo

La pequeña villa de Otterlo es parte de la provincia de Gelderland, y es hogar una de las colecciones de pinturas de Vincent van Gogh más importantes de Holanda –después del Museo Van Gogh, por supuesto–. El jardín, repleto de esculturas, es otra de las atracciones de este fantástico lugar, que ya mismo conoceremos.

Helene Kröller-Müller, quien dio nombre al museo, vivió entre 1869 y 1939. A lo largo de estos años, supo construir una impresionante colección de casi 11.500 piezas de arte, que adquiría con el dinero que su esposo ganaba como director de una importante compañía marítima.

En 1938, con Helene como directora, el Rijksmuseum Kröller-Müller abrió sus puertas, haciendo realidad un sueño que ella albergó durante mucho tiempo. Tras su muerte, la institución continuó creciendo, y además de la ampliación de algunas salas, el jardín de esculturas vio incrementarse sorprendentemente su colección, hasta convertirse en uno de los más grandes de toda Europa.

La historia de la colección se inicia en 1907, cuando Helene adquirió Train in Landscape, una magnífica obra de Paul Gabriel. H.P. Bremmer se transformó pronto en su consejero personal, y a menudo era enviado por el matrimonio Kröller a galerías de arte de todo el país para obtener piezas acordes a la colección que se estaba gestando.

Así, el acervo artístico creció rápidamente, y el arquitecto Henry van de Velde se sumó como consejero de los Kröller. Gracias a él, Helene realizó en 1922 su última gran adquisición: Le Chauhut, de Georges Seurat. La recesión afectó fuertemente la economía de la empresa de Kröller, y para conservar unida la colección Helene decidió donarla al Estado en 1935, con la condición de que se creara un museo para albergarla.

Debido al maravilloso emplazamiento del edificio, se abrió en 1961 el jardín de las esculturas, para presentar en una exhibición a cielo abierto obras de Rodin, Moore y Hepworth, y en nuestros días este espacio es una de las principales bellezas del Rijkmuseum Kröller-Müller.

Información práctica

  • Dirección: Houtkampweg 6 – 6731 AW Otterlo.
  • Horarios: todos los días menos los lunes, de 10.00 a 17.00 hs.
  • Entrada: adultos, 16 euros; niños de 6 a 12 años, 8,20  euros; menores de 6 años, gratis.
  • E-mail: information@kmm.nl

Foto Vía: travel and adventures

Imprimir

Categorias: Holanda, Museos de Holanda, Otterlo



Deja tu comentario