Centro Artistico Jheronimus Bosch

Centro Jheronimus Bosch

La ciudad de ’s-Hertogenbosch se encuentra en la provincia de Brabante Septentrional, al sur de los Países Bajos. Es hogar del Centro Artístico Jheronimus Bosch, dedicado al mundo de los animales mitológicos, los monstruos y las criaturas fantásticas.

Jheronimus Bosch nació en esta ciudad en el año 1450. Habitante de una época trágica para su pueblo natal, el artista vivió los tiempos en que la plaga diezmaba Europa y, en 1463, fue testigo de un incendio que destruyó casi por completo a Den Bosch (otro de los nombres con los que se conoce a la ciudad).

Es probable que estos acontecimientos marcaran la obra del artista, que plasma con crudeza los miedos y el horror que debió presenciar. El estilo fantástico fue su característica primordial, y su labor pasó a la historia por ser de un contraste radical con respecto al arte de sus contemporáneos, de fuertes inclinaciones realistas.

El Centro Artístico que lleva su nombre funciona en el interior de una antigua iglesia y en sus edificios anexos, escenarios ideales para proveer un marco eclesiástico y austero a la obra de Bosch. El talento y la innovación ejercida por él en su campo son objeto de admiración para un diverso público, que no distingue edades ni grados de especialización en materia de arte.

Una exhibición de aire enigmático incluye los mejores trabajos, protagonizados por demonios, seres informes, monstruos y criaturas maravillosas que parecen cobrar vida en un ambiente preñado por la visión de Bosch.

En el teatro que forma parte del complejo, se reproduce una guía audiovisual que permite comprender a fondo la vida y la personalidad del personaje que dio origen al centro, e interiorizarse en el lenguaje visual del que fue pionero.

La visita resulta doblemente atractiva si tenemos en cuenta que, a través del elevador transparente que nos lleva a los pisos superiores, podemos observar parte de la ciudad medieval que sobrevivió, y el posterior desarrollo que generó su reconstrucción. Estas vistas son un testimonio histórico de los años en que Jheronimus Bosch vivió.

Foto Vía: Panoramio

Imprimir

Etiquetas:

Categorias: Brabante, Museos de Holanda



Deja tu comentario