Holanda y el Arte

Arte en Holanda

El año 2009 ha sido elegido por Holanda para lanzar un llamado a mostrar sus tesoros al mundo entero, y cualquier conocedor que precie de serlo, se sentirá aludido. Los museos holandeses son una joya en la ya muy valorado circuito museístico de la Comunidad Europea, y más aún ahora que el gobierno holandés ha invertido sumas considerables sólo en restauraciones y reaperturas.

El Museo Rijksmuseum de Ámsterdam está promocionando un conglomerado con las mejores obras maestras de su ya deslumbrante colección. En el ala Philips, se expone del 2 de enero al 31 de diciembre los retratos mas famosos del país entre cuyos autores se encuentran Jan Steen, Frans Hals, y claro los icónicos Vermeer y Rembrandt. Son un total de 400 muestras del Siglo de Oro holandés.

Del 13 de febrero al 7 de junio se abre la muestra “Los Colores de la Noche” en el Museo Van Gogh de Ámsterdam, titulo inspirado en una de sus frase mas famosas, en la que afirma que la noche le parece mas vivaz y colorida que el mismo día. Y es que quizá para nuestro esquizofrénico amigo que pintaba con brochazos de cordura, la frase mas allá de ser poética era que la en la noche necesitamos aguzar más los ojos y recién ahí se entreve la verdadera naturaleza y color de los objetos, sin ser distraídos por los bellos rayos de sol. De la misma manera, la curadora de dicho evento se enfoca en las temáticas del crepúsculo y la noche dentro de su obra, y su investigación remonta a temas como la tradición, la modernidad, la relación hombre-naturaleza y la calma al final del día. El resultado de dichas investigaciones ha sido generosamente compartido en catálogos disponibles al público gratuitamente distribuidos, así como ciertas fuentes literarias que han contribuido en su formación sensible.

El Hermitage de Amsterdam será reabierto casi junto al Museo Municipal Stedelijk, y en junio se abrirá el Palacio Real en la Plaza Dam completamente renovado. Así pues, la oferta cultural de Ámsterdam se ve más que apetitosa, y su gusto por las bellas artes quedará más que satisfecho. La arquitectura de la capital es ya bastante cautivadora para el ojo entrenado, pero aún puede hurgar entre las ciudades medievales de Utrecht, Maastricht y Rótterdam, incluso, si gusta de la lectura entre viaje y viaje, sólo Ámsterdam tiene en su haber más de 300 librerías. No tiene que ser un experto crítico de arte para participar de este jolgorio cultural, sólo necesita paciencia de observador y buena voluntad pues si quiere ser un conocedor, conocer Holanda en el 2009 es una buena oportunidad para empezar a serlo.

Imprimir

Etiquetas:

Categorias: Holanda, Museos de Holanda



Deja tu comentario