Overveen, turismo rural junto al Mar del Norte

Overveen

A veces vale la pena escaparse un poco del bullicio estresante en el que puede llegar a convertirse una ciudad como Amsterdam. Por eso no es de extrañar ver a mucha gente salir de la ciudad en bicicleta, para dar un paseo por algunas de las zonas rurales de los alrededores, o tal vez dar hacer alguna ruta un poco más larga.

A unos 22 kilómetros al oeste de Amsterdam, casi a la salida de Haarlem, tenemos la oportunidad de respirar naturaleza en Overveen, situada ya casi en las dunas del Mar del Norte. Overveen suele ser una escapada muy típica para los holandeses, ya que por aquí cerca ya tienen las playas. Eso sí, un poco frías las del Mar del Norte, todo hay que decirlo.

También viene aquí mucha gente por algo muy distinto al turismo. A pocos kilómetros al oeste de verveen se sitúa el Erebegraafplaats, un cementerio donde yacen muchas de las víctimas que cayeron en suelo holandés durante la terrible Segunda Guerra Mundial.

La ciudad también tiene otros atractivos, como el Kraantje Lek, en la zona suroeste, un viejo restaurante del que cuentan muchas historias y que tiene hasta dos estrellas Michelín. Junto a él hay un gran olmo hueco, y a los niños de Overveen, Haarlem y los alrededores se les cuenta la leyenda de que los bebés vienen al mundo desde la oquedad del árbol. En el 2007 fue retirado el hueco original del árbol, y hoy sólo se puede ver una copia en bronce.

Ya en la propia Overveen, en el barrio de Kweekduin, el arquitecto holandés, Gerald Holt, diseñó en 1957 el edificio del ayuntamiento, conocido aquí como el Blooemendaal. Sus jardines fueron diseñados por Mien Ruys, y todo el conjunto forma uno de los monumentos más interesantes de la zona.

Además de ir en bicicleta hasta Overveen, hay otros que optan por hacerlo en tren. Si es así, llegaréis a una pintoresca estación de tren, inaugurada el 3 de junio de 1881.

Overveen es de esos lugares de escapada perfecta. Cerca del Mar del Norte, de las playas, en medio de la naturaleza, un pueblo pintoresco, tranquilo, en el que disfrutar de viejas historias, monumentos, rutas de senderismo… Y apenas a una hora en bicicleta desde Amsterdam…

Imprimir

Etiquetas:

Categorias: Haarlem



Deja tu comentario