- Sobre Holanda - https://sobreholanda.com -

La fortaleza y las cuevas de San Pedro en Maastricht

La capital de la provincia de Limburgo es Maaastricht y hoy en día es considerada como la décimonovena más grande de los Países Bajos con aproximadamente 125.000 habitantes.

Año tras año, mes tras mes, miles de turistas visitan la ciudad, ya sea en avión para deslumbrarse con lugares turísticos y eventos culturales como el Carnaval, la feria anual de arte y cultura en el mes de Mayo, los museos Bonnefanten e Historia Natural, la Plaza de Nuestra Señora, los restos de la antigua muralla y la fortaleza y cuevas de San Pedro. ¿Pero de qué tratan estos dos úlimos sitios mencionados?

Pues bien, la fortaleza de San Pedro es una de las fortificaciones más hermosas de la ciudad de Maastricht. Data del año 1701- 1702 y hace no muchos años, fue restaurada dejando libre el campo de tiro.

De esta manera, es posible que durante la visita guiada por aquí podáis atravesar largos túneles bajos de piedra, ascender a la sección más alta con vistas a Maastricht, el Valle del Mosa y el valle del Jéker y además, contemplar una amplia explicación sobre cómo funcionaron los cañones.

Vale señalar que a causa de la ubicación de la ciudad a orillas del Río Mosa, la misma ha sido considerada como “objeto” de deseo por parte de los invasores extranjeros que la han atacado en varias ocasiones. Es así, que si leéis sobre la historia de Maastricht, observaréis que durante más de siete siglos se ha dedicado mucha labor en la construcción y mantenimiento de las murallas, fuertes y canales.

Por otra parte, las cuevas de San Pedro en Maastricht fueron formándose con el correr de los siglos gracias a la extracción de marga, dando origen a un laberinto de aproximadamente 20.000 pasillos. Por aquí han pasado no solo artistas de gran reconocimiento sino también extractores de mineral.

En lo que respecta a su historia, anteriormente las cuevas contaban con una doble función. Por un lado para la extracción del mineral y por el otro, servían de refugio para las personas de la ciudad durante los ataques como fue la Segunda Guerra Mundial. La temperatura en ellas es de 9 o 10º C y por eso mismo, se aconseja a los visitantes llevar consigo ropa de abrigo. El tour posee una duración de una hora y es efectuada por guías de la oficina de turismo.

Foto: turisbot